Connect with us

COLUMNISTAS

El fin de las autonomías

Avatar

Published

on

El Economista – Jorge Bravo

Para el gobierno del presidente López Obrador, para un Congreso de mayoría morenista aplastante y para la Cuarta Transformación en general, la autonomía de los reguladores apesta.

La descalificación (al más alto nivel presidencial y parlamentario) contra las instituciones que poseen esa cualidad jurídica, ha sido tanto política como ideológica y moral. López Obrador ha dicho que los organismos autónomos han fallado en el combate a la corrupción. Que sus principales especialistas ganan unos sueldazos y, por lo tanto, son inmorales. Recientemente, dijo que la autonomía es una moda, que pertenece a la era neoliberal (aunque la separación del poder político provenga de la democracia ateniense, la división de poderes se remonte al siglo 18 o la autonomía universitaria tenga 90 años). También acusó a los titulares de esos organismos de tener conflictos de interés con sus regulados.

El trasfondo de esa animadversión es político, pero sobre todo económico: el gobierno federal requiere recursos para sus propios proyectos clientelares y de alguien -de todos, incluidos los organismos autónomos- los tiene que obtener, sin la supervisión que ejercen esas instituciones autónomas.

La autonomía de los reguladores no es nueva, es deseable y no es neoliberal, pero al etiquetarla ideológicamente logra socavarla y desprestigiarla ante la sociedad. El gobierno de AMLO es un enemigo declarado de la autonomía. El primer ataque frontal fue financiero, pues la suficiencia presupuestal es una condición para que los reguladores, como el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), sean autónomos.

Un regulador debe ser autónomo no sólo de los agentes económicos que regula, sino también del gobierno en turno (cuyos fines son políticos) y de otros poderes como el Legislativo, que pueden (y lo hacen todo el tiempo) proponer leyes regresivas.

La autonomía surge porque se reconoce el carácter técnico y especializado de las instituciones para regular los sectores económicos, reducir la discrecionalidad política en la toma de decisiones, resolver las asimetrías en los mercados y/o garantizar los derechos fundamentales.

Sin embargo, los principales ataques a la autonomía del regulador de las telecomunicaciones y la radiodifusión no han provenido del exterior sino de la pasividad interna. López Obrador sólo ha aprovechado las innegables deficiencias de las instituciones para minar su independencia.

Desde antes de la instalación misma del IFT en 2013 su autonomía ya había sido vulnerada. Por ejemplo, sin estudio previo, la reforma constitucional resolvió el destino-secuestro de la banda de 700 MHz, cuando la regulación, supervisión y uso del espectro radioeléctrico es una atribución exclusiva del regulador especializado.

El Congreso, que ha sido hasta ahora el más notable vulnerador de la autonomía del IFT, decidió que la preponderancia sería por sector y no por servicio. Esa deplorable definición que no resiste el más mínimo rigor económico, creó un regulador perezoso que, en lugar de detonar sus facultades investigativas sobre los mercados, impone una autoridad que, paradójicamente, carece de autonomía regulatoria.

La Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión incluye varias atrocidades contra la autonomía del regulador. Sirvan dos ejemplos. El artículo 131 de la mencionada ley que decía que el operador preponderante no cobraría por el tráfico de los competidores que terminara en su red, es decir, la llamada “tarifa cero” de interconexión.

Ante la pasividad de la mayoría del Pleno del IFT, tuvo que ser el agente económico preponderante en telecomunicaciones (a través del amparo indirecto) y la decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que resolvió la inconstitucionalidad de ese artículo 131, los que le devolvieron la autonomía y la especialización técnica al IFT en la definición de las tarifas de interconexión. Esa misma sentencia de la SCJN vulneró la autonomía del IFT, porque resolvió que los pagos de interconexión desde la entrada en vigor del artículo 131 no serían retroactivos. ¿Por qué decidió algo que no le correspondía?

El otro ejemplo es el artículo noveno transitorio de la ley secundaria, que señala que en tanto exista un agente económico preponderante, las concentraciones no requerirán la autorización del IFT. El legislador vulnerador de la autonomía del IFT le ha secuestrado atribuciones básicas al regulador, como la revisión y aprobación concentraciones.

Hasta la OCDE ha sido más valiente que el Pleno del IFT en señalar y defender las atribuciones e independencia del regulador.

Cuando ese mismo Congreso de la Unión vulneró y derogó algunos de los derechos de las audiencias que previamente había aprobado en 2014, la mayoría del Pleno del IFT -en una de sus decisiones más inopinadas- decidió no interponer una controversia constitucional. Como autoridad tutelar de esos derechos, en lugar de ampliarlos y conceder que la SCJN se pronunciara al respecto, la mayoría de los comisionados optó por darle la espalda a las audiencias.

López Obrador sólo ha venido a abofetear una autonomía del IFT previamente pisoteada por el Congreso y algunos de sus comisionados. Éstos optaron por no confrontarse, por no hacer olas, por dejar pasar, por privilegiar el cálculo político en varios momentos y por no defender su autonomía.

Pero llegó un nuevo gobierno que no cree en esas pamplinas neoliberales y que de un plumazo le arrebató casi 500 millones de pesos al presupuesto del IFT. Con la misma facilidad lo puede borrar del mapa institucional si quisiera… y sí quiere. ¿Quién va a defender a un IFT que no ha querido defenderse a sí mismo?

El Presidente, que en el discurso ataca a los agentes económicos, en realidad los favorece porque es a ellos a los que no les agrada la autonomía del regulador. El Ejecutivo Federal no está enfrentándose a los poderes empresariales sino que los está solapando. Al larvar la autonomía de los reguladores está favoreciendo el clientelismo. Al generalizar está debilitando. Al usar su dedo flamígero para señalar los desaciertos del regulador en lugar de fortalecerlo, está permitiendo que otros le propinen auténticos mazazos. La 4T no cree en, ni necesita de la autonomía de los reguladores. Pero en el caso del IFT la omisión provino de adentro. La 4T sólo espera la oportunidad para aprovecharla.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

COLUMNISTAS

Las sorpresas de Movistar

Mediatelecom

Published

on

Excélsior – Paul Lara

Algunos comentan que Telefónica Movistar se encuentra en un punto crítico por la falta de clientes en su negocio de telefonía celular, y otros sabemos de una transformación que está llevando a cabo la compañía para ir más allá del simple negocio de ser un carrier, a convertirse en una empresa que está empleando los datos, la ciberseguridad, sus redes de quinta generación y hasta el streaming en internet como armas para crecer en los próximos años.

De las novedades que vamos a ver en México en las próximas semanas, hay dos a destacar, una de las cuales tiene que ver con LUCA, la unidad especializada de Telefónica en datos, llamada Big Data for Social Good y, la otra, es la llegada de Movistar Play a su oferta de contenidos en streaming.

Marzo se estará convirtiendo en el mes donde se van a anunciar estos nuevos negocios, uno de los cuales tiene como socio al Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), que ha sufrido recorte de presupuesto por el gobierno federal en algunos de sus programas; esperemos se anuncie en unos días.

El Inegi, de Julio Santaella, tendrá la oportunidad de tener la base de datos que LUCA tiene de México, y que ayudará a las autoridades de nuestro país a mejorar sus políticas de prevención en contra de desastres naturales, entre otras, como es el caso de los terremotos. Por ejemplo, me comentan que en los pasados sismos de 2017, la unidad especializada de Telefónica detectó que el área más congestionada para poder aplicar un trabajo de emergencia fue Iztapalapa, lo cual da una idea de qué hacer la próxima vez si hay que movilizarse rápidamente para atención social.

Hoy se vive en un mundo cada vez más digitalizado, en el que la actividad humana genera una inmensa cantidad de datos. Toda esta información, junto a un análisis avanzado de la misma, está ayudando a cambiar y mejorar nuestras sociedades: desde señalar zonas de riesgo de inundación hasta analizar el nivel de analfabetismo en zonas de difícil acceso o predecir la difusión de enfermedades como el Zika. A esto es lo que Telefónica llama Big Data for Social Good, una serie de proyectos e iniciativas basadas en datos que funcionan como motor hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenibles establecidos por la ONU para 2030, y que estarán en México.

LUCA, una unidad que dirige el experto en ciberseguridad Chema Alonso, ayudará a que el Inegi logre una transformación de su trabajo basada en datos y ya veremos cómo maneja la cartera de productos, que reúne conocimiento en Inteligencia Artificial, Ingeniería de Datos, Ciencia de Datos e Infraestructura.

La segunda sorpresa es Movistar Play para la última semana de marzo. Este servicio ya está presente en algunos países de América Latina, y es una plataforma OTT. Ya existe una versión beta de la plataforma para México, y y se encuentran listos para asegurar “una experiencia óptima”.

Será algo similar a lo que ya ofrecen en otros países de la región: una oferta de TV paga online, con señales lineales y bajo demanda, incluyendo su exclusiva Movistar Series, hogar de sus producciones originales. Además, me dicen que viene una alianza con Netflix, para que se sume a su oferta al pagar el servicio en nuestro país, y su app para llevar el contenido de Movistar Play a todos lados.

No se tratará de ser una plataforma exclusiva que compita directamente con otras ofertas ya existentes en México, sino un facilitador de video tanto para contenidos propios como de terceros. Ya les estaremos comentando más esta semana, pues ya estamos en el Mobile World Congress de Barcelona, para ver la explosión de las redes de quinta generación (5G) que será la tendencia este año.

#BACKDOOR

Iniciaron las presentaciones de equipos móviles en el MWC destacando el teléfono flexible de Huawei, el llamado Mate X, el TCL Foldable, otro plegable, y el Nokia de cinco cámaras, que esta semana le estaré mostrando en HackerTV, por Excélsior Televisión.

Continue Reading

COLUMNISTAS

Samsung vs. Huawei, la guerra en México…sin Apple

Mediatelecom

Published

on

Excélsior – José Yuste

El Mobile World Congress, celebrado en esta ciudad, se ha convertido en un evento a seguir para la industria de telecomunicaciones a nivel global. El tema principal del Congreso es la 5G, la última generación tecnológica que para muchos representa una irrupción, un antes y un después por las aplicaciones que podrán realizarse con un internet que trabaja en tiempo real. Pero el actor principal, el que se llevó los reflectores y la alfombra roja, es el teléfono móvil plegable.

El MWC es un evento tecnológico, pero aquí en España también traen cuentas internas por saldar, y como tal, el aderezo político que ya empieza a ser tradicional, es el roce de si se saludan en público el Rey español y el Presidente catalán, de si uno va al pabellón de España como país sede, de si el idioma oficial del evento no es en español, pero tampoco en catalán, y le dan paso al inglés.

TELÉFONOS PLEGABLES, EL CAMPO DE BATALLA

Lo que verdaderamente se está librando aquí, no es ni siquiera una batalla, es una verdadera guerra global. Una guerra por ganar el mercado de telecomunicaciones móviles. La coreana Samsung, líder en las innovaciones, es el enemigo a vencer por la china Huawei. Tan es así, que Samsung tuvo que adelantar por dos semanas su anuncio de teléfono plegable, el primero en su tipo. No se esperó a la cita en Barcelona. Samsung eligió la capital de Apple, en San Francisco, para mostrar su teléfono plegable Fold, que por cierto llegará a México para el segmento Premium (costará, agárrese, alrededor de 50 mil pesos).

Y aquí en Barcelona, tan sólo dos semanas después, Huawei presenta su dispositivo plegable: el P20X. ¿Diferencias? Sí, sobre todo en diseño y tecnológicas, pero de que la compañía coreana y la compañía china van peleando por lo último en el mercado, se van desgarrando.

MIENTRAS SAMSUNG Y HUAWEI COMPITEN EN PLIEGUES, APPLE NO APARECE

El teléfono plegable de Samsung, el Fold, se exhibe en una vitrina para que no quede duda de que es la estrella a seguir. El Fold es el Messi de la coreana. Se trata de un teléfono inteligente, que simplemente abre una suerte de funda y se transforma en una pantalla mucho más grande, como si de un móvil pasaras a una tableta y, claro, lo hacen con las pantallas Samsung, que presumen su nitidez como punto de ventaja.

La china Huawei no se queda muy atrás. Pero el despliegue de su modelo P20X no es hacia adentro, como un libro, sino hacia fuera (los mal pensados dicen que ello va a llevar a que se note el pliegue de la pantalla). Haya sido como haya sido, Huawei busca competirle de tú a tú a Samsung, con todo y un pequeño atraso en el diseño y tecnología.

El gran ausente aquí en Barcelona es Apple. Hasta el momento, la mítica firma tecnológica de Cupertino, no ha respondido a los teléfonos inteligentes plegables. Hay quien dice que a los de Tim Cook no les quedará más que responder con un diseño plegable, hay otros que piensan que Apple será más fiel al diseño de los iPhone y se quedará con diseños similares.

Lo cierto, lo plegable sí es lo de hoy. El consumidor puede cambiar muy rápido de un teléfono móvil a una tableta.

SMARTPHONES: COREANA LA NÚMERO UNO, Y YA LE SIGUE LA CHINA

Esta guerra entre Samsung y Huawei ya llegó a México y se está librando en todos los campos de canales de venta de nuestro país. Durante los últimos dos meses, las cifras presentadas por la verificadora de ventas, NPD, marcan que el número uno de ventas en teléfonos inteligentes dentro de México es Samsung. La coreana lidera el mercado, pero el segundo lugar llama la atención, ya es la china Huawei. Y Apple con los iPhone ha pasado a un tercer lugar de ventas de los smartphones en el mercado mexicano. ¿Será que a los de Apple se les empieza a acabar el encanto? Lo cierto: Samsung y Huawei ya están en plena batalla por los teléfonos inteligentes plegables, y sí, México será de los primeros países en asistir a esta batalla donde la empresa coreana lidera el mercado; ya consecutiva por la compañía china le sigue, donde Apple todavía ni aparece.

JALIFE Y GURRÍA EN BARCELONA

Aquí en Barcelona, dentro de las actividades ministeriales del Mobile World Congress participó la subsecretaria de Comunicaciones, Salma Jalife. La subsecretaria estuvo dentro del Programa Ministerial, donde habló en el panel Invirtiendo en la transformación digital. Lo hizo junto a José Ángel Gurría, secretario general de la OCDE, y otros panelistas. Bienvenida la participación de funcionarios mexicanos en intercambios internacionales con otros reguladores y otras experiencias de apertura de mercado.

Continue Reading

COLUMNISTAS

Pendiente en telecomunicaciones

Mediatelecom

Published

on

El Heraldo de México – Rogelio Varela

Le comentaba que de la mano de una caída en las inversiones aún se desconoce la estrategia del gobierno federal para las telecomunicaciones.

Por lo pronto, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que licitará 50 mil kilómetros de fibra óptica como parte del proyecto que busca conectar todo el país.

El anuncio fue bien recibido por la industria, sin embargo la Asociación de Telecomunicaciones Independientes de México (ATIM) que agrupa a 209 sistemas de televisión por cable en 27 estados, dijo que sería conveniente diseñar una política pública que elimine las barreras para que los concesionarios que operan en poblaciones suburbanas y rurales, puedan llegar a los puntos de interconexión más cercanos. Esto haría que la venta de la red troncal logre el cometido de tener una capilaridad en las telecomunicaciones que se ve como uno de los grandes pendientes del sector.

Para Salomón Padilla Duarte, vicepresidente de la ATIM esa capilaridad se puede lograr liberando las barreras existentes en derechos de vía, permisos locales, estatales, federales y acceso a postes y ductos de la CFE que dirige Manuel Bartlett Díaz.

Queda claro que el foco de esta administración es atender a poblaciones de menores ingresos bajo la premisa que la conectividad se logra integrando a las partes, y que no necesariamente se encuentran en las grandes ciudades que han concentrado la mayor parte de las inversiones en telecomunicaciones.

Continue Reading

DÍA A DÍA

febrero 2019
LMXJVSD
« Ene  
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728 

LO MÁS LEÍDO