Connect with us

PRESS

OCDE: malas mediciones, coordinación y planeación dificultan cerrar brecha digital rural

Mediatelecom

Published

on

Los países de la OCDE han llevado a cabo importantes esfuerzos para cerrar la brecha digital e integrar a toda la población en el uso de las nuevas tecnologías. Sin embargo, en muchos países aún persiste una brecha de conectividad en las zonas rurales o más alejadas de los centros urbanos, donde se incrementa el reto de llevar conectividad.

Un nuevo estudio de la OCDE estudia las alternativas y los retos registrados en los países miembros para cumplir con el objetivo de cerrar la brecha digital, pero la falta de métricas de calidad y la mala coordinación y planeación gubernamentales dificultan alcanzar esa meta..

Todos los gobiernos de la OCDE tienen iniciativas para abordar el desafío de proporcionar un mejor acceso a servicios de banda ancha en áreas rurales y remotas y, por lo tanto, para fomentar las oportunidades que crea para el desarrollo económico y social.

No obstante, la evidencia disponible indica que, a pesar de los avances de los últimos años, las brechas entre las áreas urbanas y rurales siguen siendo considerables. En su mayor parte, a pesar de los avances en la tecnología, el aumento de la demanda y una serie de otros factores, el obstáculo principal para proporcionar el servicio a menudo sigue siendo el mayor costo en algunas áreas geográficas en comparación con otras.

La OCDE explica que las políticas para promover la competencia y la inversión privada, así como la regulación independiente y basada en evidencia, han sido tremendamente efectivas para extender la cobertura. Al hacerlo, reducen el tamaño de ese segmento del mercado que requiere enfoques alternativos para cumplir los objetivos de política.

Sin embargo, en áreas donde las fuerzas del mercado no han demostrado ser capaces de cumplir todos los objetivos de la política, como en áreas rurales y remotas, se están utilizando una variedad de enfoques adicionales en los países de la OCDE.

Las políticas para aumentar el acceso a veces se abordan, dentro de marcos regulatorios o planes nacionales de banda ancha, utilizando fondos específicos que se crean para este fin. En estos casos, los fondos suelen ser una evolución de los mecanismos establecidos originalmente para cumplir los objetivos de “servicio universal” en los servicios de telecomunicaciones.

Explica que estos mecanismos pueden implicar la imposición de obligaciones legales a los operadores, tales como el uso de licencias de espectro que tienen requisitos de cobertura o mediante contribuciones obligatorias a los fondos utilizados para expandir la cobertura de banda ancha.

El uso de herramientas tales como propuestas públicas para licitaciones competitivas para encontrar un proveedor mejor capacitado para entregar la infraestructura y los servicios requeridos es un ejemplo. Otros incluyen el desarrollo de nuevas tecnologías o la participación en alianzas público-privadas.

Además, los países de la OCDE han desarrollado una gama cada vez mayor de herramientas y enfoques para ayudarlos a establecer objetivos y cronogramas, así como a monitorear planes y programas para expandir tanto el acceso como el uso de banda ancha. Los ejemplos incluyen enfoques para evaluar brechas, estimar costos, mapear la infraestructura pasiva disponible o el alcance de la red, etcétera, así como desarrollos de evaluación comparativa.

En los últimos años, sin embargo, ha habido una divergencia cada vez mayor entre los objetivos nacionales de banda ancha y las velocidades mínimas incorporadas en algunos instrumentos jurídicos o definiciones de medición. Si bien la introducción de niveles para medir datos de suscripción de banda ancha por velocidad contribuye en gran medida a proporcionar estadísticas comparables, la divergencia entre los niveles más bajos y las expectativas de los interesados ​​en lo que constituye banda ancha es una pregunta abierta.

Algunos países de la OCDE han reformado sus instrumentos legales para incluir nuevos umbrales de velocidad mínima y otros simplemente ajustaron sus objetivos para reflejar la naturaleza cambiante de lo que las personas esperan de la banda ancha.

Casi todos los países de la OCDE han establecido objetivos de acceso de banda ancha, y algo menos comúnmente, objetivos de uso. Los objetivos nacionales difieren en elementos tales como las fechas de finalización, la velocidad y la proporción de población o locales que se cubrirán, y así sucesivamente.

Estos objetivos nacionales se definen con frecuencia en los planes nacionales de banda ancha, las agendas digitales, los planes de innovación o los presupuestos nacionales y, en ocasiones, persiguen objetivos regionales como los establecidos, por ejemplo, por la Unión Europea.

La OCDE señala que la experiencia de la era de la banda ancha demuestra que tales objetivos evolucionan con el tiempo y, dados los rápidos cambios en la tecnología, a veces son superados por la fecha del objetivo original.

Los objetivos también están evolucionando en términos de formato, abarcando recientemente la cobertura no solo en términos de hogares y empresas, sino también en términos de carreteras cubiertas, y en términos de la disponibilidad de ofertas por parte de los proveedores de datos ilimitados para servicios de banda ancha fijos.

Sin lugar a dudas, el ejercicio de establecer y medir objetivos juega un papel importante para las personas que viven en áreas marginadas y como un medio para evaluar el progreso, asegura el organismo.

El acceso a servicios de banda ancha en áreas rurales y remotas es esencial para que las personas y las comunidades aprovechen los beneficios de la economía digital.

Se ha avanzado mucho para mejorar los servicios de banda ancha en las últimas décadas, incluso en áreas con la densidad de población más baja en el área de la OCDE, pero por su naturaleza el nivel de servicio de banda ancha necesario para participar en la economía digital continúa evolucionando rápidamente.

Existen, por supuesto, otros desafíos especialmente para los responsables de las políticas. Estos incluyen garantizar la disponibilidad de información relevante para asesorar sobre los mejores enfoques y opciones tecnológicas, particularmente donde se proporciona financiación pública o se deben tomar decisiones sobre recursos escasos como la asignación de espectro, así como la coordinación entre diferentes partes del gobierno.

Al evaluar las experiencias de los países de la OCDE en la expansión de la disponibilidad y la adopción del acceso de banda ancha en áreas rurales y remotas, se encontraron varios desafíos comunes:

El primero, la medición. La recopilación y puesta a disposición de datos estandarizados y comparables sobre brechas de banda ancha reales, en términos no solo de las velocidades anunciadas, sino también de la calidad real del servicio de las transmisiones de descarga y carga.

La coherencia, que implica desafíos de la coordinación entre los diferentes niveles de gobierno y las agencias públicas involucradas en el despliegue de banda ancha o planificación urbana relacionada y los consecuentes altos niveles de cargas administrativas para los operadores de redes.

La eficiencia, para reducir las duplicidades y, en su caso, estimulando el intercambio de infraestructura e inversión en áreas subatendidas.

La puesta en práctica, que cumpla el objetivo de acortar la brecha de adopción en áreas rurales y remotas.

Y las políticas orientadas hacia el futuro, lograr mantener las políticas nacionales flexibles para hacer frente a la evolución de la demanda y las opciones tecnológicas (es decir, la neutralidad tecnológica).

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

PRESS

FCC revisará reglas para mitigar la basura espacial

Margarita Cruz

Published

on

La Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) de Estados Unidos comenzó a revisar sus reglas de mitigación de desechos orbitales, desde su aprobación en 2004.

Los desechos espaciales consisten en una variedad de objetos, incluidos satélites no funcionales, que orbitan en el planeta Tierra.

El regulador alertó que la basura espacial puede suponer un riesgo tanto para las operaciones en la órbita de la Tierra, incluidos satélites y naves espaciales tripuladas, como para las personas, debido a los restos de escombros que caen de regreso a la superficie del planeta.

Desde que la Comisión adoptó por primera vez las reglas sobre la mitigación de basura espacial hace más de una década, han habido cambios significativos en las tecnologías satelitales y las condiciones del mercado, particularmente en la órbita terrestre baja (por debajo de los 2 mil kilómetros de altitud).

El regulador aceptó el Aviso de reglamentación propuesta (NPRM, por sus siglas en inglés), con el cual busca mantenerse al día con los cambios tecnológicos y de mercado e incorporar en sus reglas mejoras en las prácticas de mitigación de desechos.

Entre otras cosas, el NPRM propone cambios para mejorar la divulgación de los planes de mitigación de desechos y hace propuestas relacionadas con la confiabilidad y la metodología de la disposición de satélites, las altitudes de despliegue apropiadas en órbita terrestre baja y el tiempo de vida en órbita, con un enfoque particular en las grandes constelaciones de satélites no geoestacionarios.

Otros aspectos del NPRM incluyen nuevas propuestas de reglas para solicitudes de extensión de términos de licencias de satélites geoestacionarios y la consideración de los requisitos de divulgación relacionados con varias tecnologías emergentes y nuevos tipos de operaciones comerciales.

El comisionado Brendan Carr señaló que unos pocos miles de satélites de comunicaciones están orbitando en el planeta, y la mayoría ya no están en funcionamiento.

Además, dijo que en los próximos años una sola empresa planea lanzar más de 10 mil satélites que serán más pequeños y volarán más juntos que los de las generaciones anteriores.

Continue Reading

PRESS

Turquía prueba 5G en laboratorio

Dinorah Navarro

Published

on

La Autoridad turca de Tecnologías de la Información y la Comunicación (BTK) organizó la primera prueba de campo abierto 5G del país, en el “Laboratorio de Vigilancia del Mercado BTK 5G”, ubicado en el campus de la Universidad Hacettepe de Ankara.

La infraestructura del laboratorio está abierta para que prueben la tecnología las empresas, incluidas las nuevas compañías del sector de las comunicaciones, junto con académicos, equipos de investigación, estudiantes y otros, informó BTK.

Al lanzamiento de este laboratorio asistieron representantes de la industria, los operadores Turk Telekom, Turkcell y Vodafone Turquía.

(más…)

Continue Reading

PRESS

Reino Unido pide a empresas usar vale para financiar costo de instalación de banda ancha gigabit

Margarita Cruz

Published

on

El gobierno británico hizo una llamado a las empresas del Reino Unido para hacer uso de un cupón de 2 mil 500 libras esterlinas que les ayudará a cubrir el costo de instalación de una conexión de banda ancha de gigabits.

El gobierno alertó a las empresas de utilizar el vale antes de que el Esquema de cupones de banda ancha gigabit se cierre, debido a la alta demanda.

El esquema de vales es parte del programa de redes de fibra completa que tiene el objetivo de aumentar la cobertura total de fibra en todo el Reino Unido.

El plan ha beneficiado a más de 7 mil empresas del Reino Unido y hogares de los alrededores que han utilizado los cupones para contribuir o financiar completamente el costo de una instalación de fibra completa con capacidad de gigabits.

Las empresas pueden reclamar hasta 2 mil 500 libras contra el costo de la conexión, ya sea individualmente o como parte de un proyecto grupal, mientras que los residentes pueden beneficiarse con un vale de 500 libras como parte de un proyecto grupal.

En un principio, se esperaba que el esquema de 67 millones de libras funcionara hasta marzo de 2021; sin embargo, ante la alta demanda de cupones ahora se prevé que los fondos se comprometan un año antes o en menos tiempo si el éxito actual del plan continúa creciendo.

Margot James, ministra de Digital del Reino Unido, dijo que los vales brindan ayuda práctica e inmediata a las compañías que luchan con velocidades de banda ancha lentas, por lo que invitó a las empresas pequeñas a presentar su solicitud ahora.

También informó que “para garantizar la mayor cantidad de empresas y hogares beneficiados, el valor del cupón se reducirá de las 3 mil libras actuales a 2 mil 500, en un movimiento que alentará a las empresas vecinas a agrupar sus cupones”.

El Reino Unido tiene una cobertura de 95 por ciento para banda ancha súper rápida con velocidades de 24 Mbps o más.

No obstante, la mayoría de las conexiones súper rápidas aún dependen de los cables telefónicos de cobre, que están limitados en las velocidades que pueden soportar.

Continue Reading

GRÁFICAS

DÍA A DÍA

LO MÁS LEÍDO

Bitnami