COMUNIDAD MEDIATELECOM

MEDIOS

Dan a 15 radios comunitarias $5 millones

Mediatelecom

Publicado

en

Reforma – Alejandro González

Quince radios comunitarias e indígenas recibieron durante 2017 alrededor de 5.2 millones de pesos de diversas dependencias federales.

Éstas otorgaron el 1 por ciento de su presupuesto de comunicación social.

Héctor Camero, representante nacional de la Asociación Mundial de Radios Comunitarias de México (AMARC), dijo en entrevista que 15 radios comunitarias e indígenas recibieron por primera vez en 2017 el presupuesto del 1 por ciento al que tienen derecho.

Sin embargo, acusó que conforme más radios lo soliciten, el problema será que tendrán menos presupuesto.

Por ello, señaló Camero, es necesario que aumenten ese 1 por ciento que deben entregar las dependencias federales, como permitir que las radios comercialicen parte de su espacio para poder tener más ingresos.

“Lógicamente si cada año esperemos que se den de alta radios, pues que fuera flexible este presupuesto. Empezamos con el 1 por ciento y sería ideal que se incrementara de acuerdo al crecimiento de las radios comunitarias”, señaló Camero.

El representante de las radios beneficiadas, dijo respecto a la comercialización de espacios que no pueden lucrar con la concesión, sin embargo, aclaró que al comercializar no sería lucro sino simplemente un ingreso para poder mejorar los instrumentos y por lo tanto la calidad de su señal.

Advirtió que aunque ya comenzaron a recibir el presupuesto, aún son pocas las instituciones que lo están otorgando, en cambio, varias que son instituciones grandes han hecho caso omiso sobre dicha obligación.

El líder de Asociación Mundial de Radios Comunitarias de México proyecta que para este mismo año se sumen 10 radios comunitarias más.

CLIC PARA SEGUIR LEYENDO
Advertisement
CLICK PARA COMENTAR

DEJA UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MEDIOS

Telefónica renueva el consejo de su filial televisiva y sale Alierta

Mediatelecom

Publicado

en

Cinco Días – Santiago Millán

Telefónica ha procedido a una amplia renovación del consejo de administración de su filial dedicada a la producción audiovisual. Un movimiento que supone la salida de históricos ex directivos y la entrada de los nuevos responsables de la operadora en el mercado español.

De esta forma, han salido del consejo de Telefónica Audiovisual Digital el ex presidente de la propia operadora, César Alierta, junto con Luis Miguel Gilpérez, ex presidente en España, y Eduardo Navarro, actual primer directivo de la teleco en Brasil. También ha abandonado el consejo Alfonso Ruiz de Assin, que ocupó el cargo de secretario general de la Asociación Española de Radios Comerciales (AERC) durante 29 años.

De esta forma, Alierta reduce su relación con Telefónica. El directivo aragonés es todavía presidente ejecutivo de la Fundación Telefónica, además de consejero de China Unicom en representación de la operadora española.

En sentido contrario, la teleco ha incorporado al consejo de administración de Telefónica Audiovisual Digital a Emilio Gayo, presidente de Telefónica España, María Jesús Almazon, consejera delegada de la filial española, y José Javier Echenique, miembro del consejo de administración de la propia Telefónica.

La compañía no ha dejado de reforzar Telefónica Audiovisual Digital, dentro de su estrategia de expansión en la televisión de pago y en el segmento de la producción de series y películas.

El pasado año, la citada división absorbió Telefónica Studios, para convertirse en el único brazo de producción de series, películas, deportes y otros programas de la compañía. Telefónica Audiovisual Digital es la heredera de Movistar Plus, la productora de contenidos creada por la operadora tras la segregación de activos de la antigua DTS en la primavera de 2016.

La filial está presidida por Sergio Oslé, máximo responsable del segmento de vídeo de Telefónica, desde principios de 2018.

CLIC PARA SEGUIR LEYENDO

MEDIOS

Televisa y TV Azteca: con los candidatos, en busca del “rating” perdido

Mediatelecom

Publicado

en

Proceso – Jenaro Villamil

A principios de año, los ejecutivos del consorcio Televisa apenas le apostaban al candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador. Pero ahora, luego de un debate público y varias entrevistas en la pantalla chica, el tabasqueño consolidó su imagen, según las mediciones de audiencia. Hoy, la batalla de Televisa y TV Azteca ya no es por frenar a ese contendiente, sino por recuperar el rating perdido frente al desplazamiento creciente de las redes sociales.

principios de año, durante una reunión de los siete altos ejecutivos de Grupo Televisa, alguien preguntó cómo veían la contienda presidencial y cuál era su candidato favorito. Seis de los asistentes opinaron que José Antonio Meade, de la coalición Todos por México, era el más preparado y tenía posibilidades de ganar; sólo uno apoyó al panista Ricardo Anaya y nadie expresó su apoyo a Andrés Manuel López Obrador, de la coalición Juntos Haremos Historia.

Cuatro meses después la ecuación cambió para la propia televisora y para los otros grandes medios electrónicos, como TV Azteca. Hoy, la batalla ya no es por frenar el avance del candidato presidencial de Morena, sino recuperar el rating perdido ante el desplazamiento creciente de las redes sociales, en una campaña cuya agenda informativa, de tendencias y de opinión pública está cada vez más determinada por los usuarios de las nuevas plataformas digitales.

Del primer teledebate presidencial, el pasado 22 de abril, a las recientes entrevistas de los tres candidatos punteros –López Obrador, Anaya y Meade– en Tercer Grado, de Televisa, en Milenio Televisión y en Hechos de TV Azteca, la disputa se ha concentrado en ganar no sólo el rating, sino la atención de los usuarios de Twitter, Facebook, YouTube e Instagram, las principales plataformas de deliberación.

A 50 días de la elección, un estudio de la empresa Metrics Digital reveló que la discusión sobre las campañas electorales ha tenido un alcance de entre 65 y 67 millones de personas en las redes sociales, con 1.8 millones de usuarios activos en la última semana (cifra superior a los 1.5 millones que se registraron en la última semana de abril), con un total de 13.5 millones de mensajes en Facebook, Twitter, YouTube e Instagram.

De acuerdo con Javier Murillo, oficial ejecutivo de Metrics Digital, 56% de las conversaciones de la última semana y los mensajes en redes sociales los acapara López Obrador, seguido por Meade y, en menor medida, por Anaya. “Margarita Zavala y (Jaime Rodríguez Calderón) El Bronco prácticamente han desaparecido en las redes”, afirmó Murillo al presentar su estudio en El Financiero Bloomberg.

Una semana antes, 48% de las conversaciones en redes sociales se concentró en López Obrador, 17% en Meade, 13% en Anaya, 12% en Jaime Rodríguez, El Bronco, y 10% en Zavala.

Del universo total de usuarios activos en las redes sociales, 79.5% son reales y 13.7% son bots o cuentas automatizadas, y menos de 8% son medios de comunicación, según el mismo estudio de Metrics Digital.

La guerra de los ratings también la va ganando López Obrador, tras su presencia en Televisa y TV Azteca. De los tres candidatos presidenciales que han participado en Tercer Grado, el aspirante de Morena alcanzó 8.2 puntos de rating, mientras que Meade tuvo 6.1 y Anaya estuvo ligeramente más arriba, con 6.5 puntos, según la empresa Nielsen IBOPE.

Según la misma empresa, en términos cuantitativos esto significa que a López Obrador lo alcanzaron a ver 1.7 millones de personas de manera directa; a Meade, 1.39 millones, y a Anaya 1.6 millones en el programa de Televisa en 28 ciudades de la República.

La medición conocida como rating ampliado –que calcula el número de ­telespectadores totales con la retransmisión y el alcance en todas las ciudades del país– indica que la entrevista colectiva de López Obrador en Televisa tuvo un alcance total de 8.7 millones de personas, mientras que a Meade lo vieron 6.9 millones y a Anaya poco más de 7.2 millones de personas.

La transmisión simultánea de las entrevistas de Meade en Tercer Grado, de Grupo Televisa, y de López Obrador en Hechos, de TV Azteca, el lunes 7 revivió la disputa por el rating entre las dos grandes televisoras.

Meade alcanzó 6.1 puntos en Televisa, mientras López Obrador obtuvo 4.2 puntos en TV Azteca; es decir, casi 6.9 millones de personas vieron al aspirante priista en Tercer Grado, mientras que 5.1 millones de televidentes sintonizaron Hechos, en el momento de la entrevista con el tabasqueño.

El alcance de las redes sociales

La medición de Tweet Reach identificó que mientras #MeadeEnTercerGrado alcanzó 291 mil 894 cuentas y tuvo 341 mil 937 menciones, #AMLOenTVAzteca y #AMLOconAlatorre alcanzó 1 millón 823 mil cuentas y tuvo 2 millones 103 mil 250 menciones.

También en Facebook rebasó López Obrador a Meade: su entrevista con Javier Alatorre tuvo 210 mil visualizaciones, frente a las 30 mil de Meade, en la primera hora y media de la transmisión simultánea de las entrevistas.

El sitio especializado en mercadotecnia www.merca20.com indicó que una de las cosas sorprendentes fue “el cambio atípico de día que sufrió la segunda emisión” de Tercer Grado –el lunes 7, cuando estuvo Meade–, ya que la primera transmisión fue en jueves, día en que tradicionalmente se transmitía el programa de Televisa.

“Televisa y TV Azteca se enfrascaron en un combate por el rating y los shares (porcentaje de televisiones encendidas) que se trasladó a las redes sociales, donde las diferencias fueron claras”, destacó el análisis de este sitio especializado en mercadotecnia y medición de medios electrónicos.

La entrevista con Anaya en Tercer Grado, el miércoles 9, generó 36 mil 500 reproducciones en Facebook y 13 mil 500 más en YouTube.

Su alcance en Twitter trató de ser opacado por la operación para colocar el ­hashtag #MeadeChingon como una tendencia superior a la de #AnayaEnTercerGrado, pero la tendencia promovida por las cuentas simpatizantes del candidato priista sólo generó 49 tuits por minuto, mientras que la de Anaya fue de 242 por minuto.

Y aunque Anaya acudió también a Hechos de TV Azteca, tuvo poca reverberancia en las redes sociales y, según cifras preliminares, el rating fue menor a cuatro puntos.

La participación más comentada en redes sociales fue la entrevista colectiva de Meade en Milenio TV, señal de televisión de paga. A pesar de eso, el hashtag #MeadeEnMilenio tuvo un alcance de 291 mil 894 cuentas, 341 mil 937 impresiones y 100 tuits por minuto, de acuerdo con la contabilización de Tweet Reach.

Sin embargo, los principales comentarios en las redes sociales sobre las entrevistas de Meade en Televisa y en Milenio Televisión no se concentraron en sus propuestas, sino en sus errores, como el olvido del nombre de su libro, que generó la frase #NoMeAcuerdo, o las constantes interrupciones del candidato priista a sus entrevistadores en Milenio Televisión, que generó la expresión #Pérame.

En Tercer Grado, Meade hizo más de 20 menciones a López Obrador, lo que convirtió su entrevista en Televisa en un involuntario refrendo a la centralidad del candidato presidencial de Morena.

Anaya no cometió el mismo error que Meade, pero sus entrevistas en Televisa y en TV Azteca no generaron diferentes reacciones o contrapuntos. El tema más difícil del candidato panista sigue siendo el de la presunta triangulación de fondos en la compra-venta de un terreno en Querétaro.

Primer debate presidencial

El primer debate presidencial, el 22 de abril, representó también la primera muestra del alcance de la transmisión televisiva frente a la interacción en las redes sociales.

De acuerdo con el propio INE, el primer debate alcanzó a 13.73 millones de personas mayores de cuatro años, en las 28 ciudades medidas por Nielsen IBOPE, por lo menos 11.45 millones de personas mayores de 18 años vieron al menos 1 minuto del debate y dos de cada cinco televisores encendidos entre las 20:00 y las 22:00 horas de ese día sintonizaron el debate.

La interacción en redes sociales fue mucho más intensa. Los usuarios de ­Twitter, Facebook e Instagram, principalmente, generaron 7 millones de mensajes con el ­hashtag #DebateINE, que se convirtió en trending topic mundial con 2.1 millones de tuits y un alcance de 950 mil espectadores.

Un total de 4.8 millones de usuarios de Facebook reprodujeron el debate y 885 mil visualizaciones se registraron en YouTube.

En vísperas del primer debate, un ejército de opositores a López Obrador se movilizó en las redes sociales para hacer competencia al hashtag #MéxicoConAMLO, colocándose en la principal tendencia en Twitter con 145 mil retuits, seguida de #MéxicoConMeade con más de 45 mil y #VamosConAnaya con apenas 14 mil retuits.

Surgieron mensajes de odio como #PejeVeteAlaChin y #TeOdioAMLO, cada uno con poco más de 3 mil retuits, que coincidieron con las protestas callejeras y las pancartas y algunas pintas en las inmediaciones del Palacio de Minería, donde se realizó el debate, presuntamente encabezadas por la agrupación Antorcha Campesina, que apoya a Meade.

Posterior al encuentro, se promovió el hashtag #AnayaGanaElDebate que logró ser la principal tendencia durante la mañana del 23 de abril, pero pronto los seguidores de López Obrador compitieron con #LasMentirasDeAnaya.

Sin embargo, el auténtico ganador en menciones, burlas, críticas y memes fue El Bronco, candidato independiente, quien se convirtió en el hazmerreír de las redes sociales con su propuesta de “mochar” las manos a quienes cometan delitos.

Las segundas referencias y memes más mencionados fueron los realizados contra López Obrador, por su retiro abrupto del set del Palacio de Minería, sin saludar a los otros contendientes, y por su silencio ante las acusaciones de los otros cuatro contendientes.

De acuerdo con el estudio de Metrics Digital, 19% de las menciones informativas del primer debate en las redes sociales fue para López Obrador, 18% para Meade, 9% para Zavala, 7% para Anaya y 6% para El Bronco.

CLIC PARA SEGUIR LEYENDO

MEDIOS

Piden a IFT desregular también en telecom

Mediatelecom

Publicado

en

Reforma – Alejandro González

Si el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) analiza desrregular el sector de radiodifusión, también debe hacerlo para el de telecomunicaciones, advirtieron analistas.

Irene Levy, presidenta de Observatel, aseveró que sería un error el que el IFT sólo le otorgue beneficios a la radiodifusión, pues no debe privilegiar sólo uno.

“Sería un error por parte del IFT sólo desrregular a radiodifusión, el sector de telecomunicaciones y radiodifusión son distintos, pero también telecom requiere atención. Hay muchas obligaciones en telecomunicaciones que están dirigidas a grandes empresas y las pequeñas no tendrían que estar cumpliendo”, explicó la especialista.

La semana pasada, Gabriel Contreras, presidente del IFT, dijo frente a empresarios de la Cámara Nacional de la Industria de Radio y Televisión (CIRT) que realizan un análisis para modificar la fórmula con la que calculan el valor del espectro, así como otros temas, sobre todo de trámites.

Aleida Calleja, coordinadora del Observatorio Latinoamericano de Regulación, Medios y Convergencia, dijo que se debe realizar un análisis sobre qué desrregular, además de que de hacerlo, debe ser no sólo a las estaciones de radio y televisión comerciales, sino también para las comunitarias e indígenas.

Criticó que el IFT busque por un lado beneficiar con menos carga regulatoria a la radio y televisión comercial, mientras que ya no quiere insistir en la protección de las audiencias, pues consideró que es necesario que haya lineamientos ya que siguen desprotegidos.

CLIC PARA SEGUIR LEYENDO

RELEVANTE

Bitnami