Jueves, 21 de septiembre del 2017
Idioma Es Pt En

Game of Thrones cerró la séptima temporada con broche de oro y si bien algunos trataron de aprovecharse del hype generado por el último episodio, la mayoría esperó hasta el domingo para verlo. Prueba de ello es la cantidad de tuits que se generaron durante la transmisión.

De acuerdo con Twitter, el episodio “Worlds Collide” generó tres millones de tuits, la mayoría de ellos en tres momentos clave del capítulo. Si alguno no lo ha visto porque espera la repetición, la descarga del torrent va lenta o simplemente no ha tenido oportunidad, deje de leer esta nota que vienen spoilers.

[SPOILER ALERT]
El primer pico de conversaciones se dio a las 21:05 hrs (GMT -5), cuando Sansa le pasa sentencia a Little Finger, seguido de la escena en que se revela el origen de Jon Snow ocurrida a las 21:12 hrs (GMT -5). Pero fue la escena final donde el dragón de hielo destruye la muralla el que generó la mayor cantidad de tuits.
[/SPOILER ALERT]

Los personajes más comentados durante esa hora y media fueron:

  1. Jon Snow
  2. Sansa
  3. Cersei
  4. Arya
  5. Little Finger

Si bien Twitter se ha estancado en los últimos años, la red social sigue siendo la opción más inmediata para compartir lo que sentimos durante la transmisión de eventos especiales.

Publicado en Virtualidad
Miércoles, 30 Agosto 2017 07:37

Los tuiteros son los mejores 'gamers'

La mitad de usuarios de Twitter juega a videojuegos en su consola, algo que sin duda convierte a la red social en una de las más activas en este panorama y en la que más conversación hay en torno a este medio. La cifra exacta, el 51%, sube hasta el 61% si se tienen en cuenta los juegos para móviles.

Pese a sus problemas en muchos frentes, ya sea la falta la comunicación de instituciones con los ciudadanos, la rentabilidad de la publicidad o la gestión del acoso entre usuarios; parece que el mundo de los videojuegos tiene una joya en Twitter, pues sus usuarios están más implicados con el contenido relacionado que se publica, siguen fielmente a las marcas y compran muchos videojuegos.

Todo esto es lo que ha concluido el informe realizado a petición de Twitter por Lightspeed Research y por Group M. Para esta investigación se han realizado un total de 1.594 encuestas en España, de las cuales,701 han sido a usuarios de Internet y, 893 a usuarios de Twitter; y han sido realizadas entre diciembre de 2016 y enero de 2017.

"Hemos observado que el nivel de influencia de los gamers en la plataforma es alto. Se trata normalmente de usuarios activos que utilizan Twitter para estar informados y para compartir sus logros e intereses en el campo específico del juego, pero que además son una referencia para el resto", asegura David Sourenian, Head of Market insight & Analytics en Europa Continental para Twitter.

Los jugadores españoles que son usuarios de Twitter compran más videojuegos que la media internauta. El 62% de ellos suele adquirir de uno a cinco juegos al año (58% para el conjunto de los gamers); y un 13% de seis a diez juegos (10% para el conjunto de jugadores). De media, en España el gasto anual de los jugadores tuiteros videojuegos de consolas o de PC se sitúa en 124 euros.

Del mismo modo, los jugadores que están en Twitter juegan con más frecuencia que los usuarios de Internet. De media, cerca de la mitad de los usuarios españoles (49%) juega 3 o más veces a la semana, y un 17% todos los días; frente al 36% de los internautas que juegan más de 3-4 veces a la semana, y solo un 9% cada día.

Publicado en Virtualidad

Se avecina un conflicto intergaláctico entre Luke Skywalker y el Presidente de los Estados Unidos, que ya pasa por un momento complicado tras la virtual ruptura de su Consejo de Seguridad Cibernética. Ya que resulta que el actor encargado de interpretar al legendario personaje ahora quiere exiliar al mandatorio de Twitter.

Un artículo del Hollywood Reporter nos revela que Mark Hamill es la última celebridad que ha decidido unirse a una popular campaña de financiamiento en GoFundMe, para que todos los participantes junten la cantidad de dinero necesaria para comprar Twitter y así poder eliminar la cuenta de Donald Trump para siempre.

El actor utilizó su cuenta de Twitter, irónicamente, para revelar su apoyo y donativo a la causa que ha ido tomando renombre y fama bajo el hasgtag de #BanTrump:

Let's  and ! With my growing daily- I donated gladly!  http://bit.ly/2wz2pdI 

Photo published for Let's #BuyTwitter and #BanTrump

Let's #BuyTwitter and #BanTrump

Donald Trump has done a lot of horrible things on Twitter. From emboldening white supremacists to promoting violence against journalists, his tweets damage the country and put people in harm's way....

gofundme.com
   

La iniciativa parte de una idea de Valerie Wilson de Santa Fe, New Mexico, una antigua empleada de la CIA especializada en asuntos nucleares, quien justifica la propuesta como una acción necesaria ante el protagonismo que ha tomado la cuenta de Trump en Twitter para la estabilidad política internacional:

Si alcanzamos nuestra meta de fondos, los usaremos para convertirnos en el mayor accionista de Twitter y aprovechar esa posición para hacer cumplir sus normas contra las amenazas violentas, la intimidación y el discurso de odio, así que cerraremos la cuenta de Trump para siempre.

Si no logramos ese objetivo pero recaudamos mucho dinero en el camino, usaremos esa demostración de apoyo público para presionar a Twitter para que tome acción – y el 100% de los ingresos serán donados a Global Zero, una organización sin fines de lucro que lidera la resistencia a la guerra nuclear.

Lo cierto es que la campaña está lejos de lograr su meta de USD $1.000 millones, ya que en once días sólo ha podido recolectar USD $82.850, y una parte de ese dinero provino de la cuenta bancaria de Mark Hamill.

Publicado en Virtualidad

«Ando de vacaciones desde hace un par de días, en un hotel cerca de la playa. Iba todo bien hasta que han comenzado a suceder cosas raras». Solo un mensaje inauguró el relato de Manuel Bartual, dibujante y guionista valenciano, que ha estado más de tres días publicando diversos mensajes que, en conjunto, representa una historia completa. Twitter ha sido el escenario se esta nueva forma de comunicar y narrar hechos en tiempo real.

El hilo o cadena de conversaciones dentro de esta plataforma ha permitido agrupar, desde el cambio introducido en 2015, mensajes que cobran una entidad propia. Poco a poco ha ido cobrando mayor relevancia y son muchos los usuarios que sacan la artillería de la ficción y la información para ir contando una historia con estructura clásica pero distribuida a través depequeñas píldoras de menos de 140 caracteres, el espacio concedido por la red social americana para la construcción y publicación de los mensajes.

La red de microblog, atascada en su escaso crecimiento de usuarios, ha visto cómo fórmulas narrativas y elementos conversacionales introducidas por su comunidad ha reforzado su esencia. Twitter, en sus diez años de vida, ha cambiado mucho, aunque su visión de compartir información sigue intacto. Solo un ejemplo basta; lo que ahora damos por sentado como un elemento natural dentro de la redes sociales como es la almohadilla o etiqueta -que sirve para agrupar contenido relacionado- no se introdujo en la red social hasta su popularización entre sus aficionados.

Tampoco el «retuit» estuvo en sus inicios; su éxito como elemento para compartir mensajes de los demás fue tan grande que Twitter tuvo se incluirlo por defecto entre sus funciones. En un principio era necesario introducirlo a mano con las letras RT. Con el crecimiento de los hilos por parte de los usuarios, y dadas sus dificultades a veces para presentarlo de una manera más atractiva y cómoda de leer, cabe preguntarse si la firma americana tiene algún plan para mejorar su visualización y, de paso, sacarle rentabilidad.

La red es un buen lugar para informarse de acontecimientos en tiempo real (aunque le pase factura la inmediatez y la propagación de bulos), empieza a ser una ventana a la retransmisión de eventos audiovisuales (un negocio aún por mejorar) y, ahora, muestra su capacidad de enganchar al usuario en historias particionadas. Sin ir más lejos, en solo dos días Manuel Bartual ha ganado más de 50.000 seguidores nuevos, lo que explica que si una trama se presenta de una forma diferente puede lograr ser adictiva.

Directores de cine como Nacho Vigalondo, empresas como Netflix, cómicos como Berto Romero o periodistas de la talla de Ana Pastor han aplaudido el trabajo de Bartual a la hora de transmitir una historia con mucha dosis de ficción pero que se ha seguido con mucho interés entre los usuarios de la plataforma. Si bien es cierto que Bartual no puede ser calificado de pionero en los llamados hilos de Twitter, su ejemplo refleja un fenómeno creciente que empuja a muchos usuarios a distribuir contenido por pesemos capítulos. Y hay auténticos profesionales. En los últimos años se han narrado en Twitter desde el Desembarco de Normandía o el 23-F.

Publicado en Virtualidad

"Si los directivos de Twitter no ponen freno a la violencia y el odio de (Donald) Trump, entonces tendremos que hacerlo nosotros #BuyTwitter (compra Twitter) #BanTrump (veta a Trump)".

Estas son las contundentes palabras que Valerie Plame Wilson, una exagente de la Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos (CIA, por sus siglas en inglés), escribió en Twitter para explicar la campaña de crowfunding (financiación colectiva) con la que pretende expulsar de la red social al presidente del país.

Y así lo argumenta en GoFundMe, la plataforma digital que eligió para hacerlo:

"Donald Trump ha hecho muchas cosas horribles en Twitter. Desde dar impulso a los supremacistas blancos, hasta fomentar la violencia hacia periodistas, sus tuits dañan al país y ponen a la gente en peligro".

"Pero la amenaza de una guerra nuclear contra Corea del Norte ha alcanzado niveles peligrosos. Es hora de cerrar su cuenta".

Tuit de Valerie PlameDerechos de autor de la imagen@VALERIEPLAME/TWITTERImage caption"Compremos Twitter y vetemos a Trump", dice Valerie Plame en su campaña de internet.

"Las malas noticias son que Twitter ha ignorado los crecientes avisos para mejorar los estándares de su propia comunidad y eliminar la cuenta de Trump. Las buenas, que podemos tomar esa decisión por ellos", continúa.

Twitter todavía no ha hecho declaraciones al respecto. No obstante, su cofundador Jack Dorsey dijo en diciembre que los tuits de Trump que sugieren acciones violentas contra los periodistas no rompen las normas de su plataforma.

El objetivo de recaudación de la campaña de Plame es ambicioso (y prácticamente imposible): US$1.000 millones. Es una cifra que no alcanzaría para hacerse con toda la red social, valorada en US$6.000 millones.

Valerie Plame WilsonDerechos de autor de la imagenTODD WILLIAMSON ARCHIVE/GETTY IMAGESImage captionPalmer trabajó 20 años para la CIA.

De cualquier manera, si no lograra su objetivo, "explorará las opciones para comprar una participación significativa en el capital de la compañía", advierte.

"Y si eso no fuera posible, el 100% de las ganancias será donado a Global Zero, una organización sin ánimo de lucro pionera en la resistencia a la guerra nuclear", añade.

Pero ¿quién es Valerie Plame Wilson y cómo empezó (y terminó) su historia con la CIA?

No podemos quitarle a Trump las armas nucleares (¡todavía!), pero podemos quitarle su megáfono más grande

Valerie Plame Wilson, exagente de la CIA

Una historia de película

Valerie Plame Wilson comenzó a trabajar como agente encubierta para la CIA en 1985, pero tuvo que dejar el cargo 20 años más tarde, poco después de que en 2003 el periodista conservador estadounidense Robert Novak revelara su identidad en un editorial para el Washington Post.

Días antes de la revelación, su marido, Joseph Wilson, un exdiplomático, denunció manipulaciones en el seno del gobierno de George W. Bush para justificar la invasión de Irak.

Joseph Wilson y Valerie Plame en 2006Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGESImage captionValerie Plame (dcha.) es la tercera esposa del exdiplomático Joseph Wilson (izda.).

Wilson viajó a Níger en 2002 para comprobar en primera persona la supuesta conexión entre la industria local del uranio y Saddam Hussein. Al regresar de su viaje, escribió una columna en el New York Times, afirmando que el país africano no vendió uranio a Irak.

Y eso le costó el puesto a él y a su mujer, luego de que Novak revelara la identidad de Plame.

Novak escandalizó a sus colegas de la prensa con esta filtración, que además provocó la caída y condena de Lewis Libby, mano derecha del vicepresidente Dick Cheney, por obstrucción a la Justicia.

El caso llegó a conocerse como "Plamegate" y tuvo una adaptación cinematográfica en 2010: "Fair Game" (Poder que mata), dirigida por el cineasta Doug Liman y protagonizada por Naomi Watts y Sean Penn.

Esta vez, Plame se ha vuelto a enfrentar al gobierno, aunque todavía no sabemos si dará para una película. Pero lo que sí ha logrado es ponerse en el punto de mira del gobierno.

"Ridículo intento"

Por el momento, la campaña de la exoficial de la CIA apenas ha superado los US$44.000 (en una semana).

Y el gobierno estadounidense ya se ha pronunciado al respecto.

Donald TrumpDerechos de autor de la imagenGETTY IMAGESImage captionLa exagente de la CIA dice que hay que evitar que los tuits de Trump tengan "mayores consecuencias" en el mundo real.

"Su ridículo intento de eliminar la primera enmienda de Trump es la única violación clara y expresión de odio e intolerancia en esta ecuación", declaró en un comunicado Sarah Huckabee Sanders, vocera de la Casa Blanca.

Según Sanders, la baja suma alcanzada hasta el momento demuestra que a los estadounidenses sí les gusta cómo Trump usa la red social.

Pero Plame Wilson no está de acuerdo y cree que es necesaria una acción radical para evitar que las palabras de Trump en Twitter tengan "mayores consecuencias en el mundo real".

"Con un sólo tuit, puede dañar relaciones internacionales y alianzas, difundir noticias falsas como si se trataran de un virus, animar a los supremacistas blancos a manifestarse en las calles o hacer que colapsen los mercados", sostiene la exagente.

"Trump ya nos ha llevado más cerca que nunca a una guerra nuclear que desde la crisis de misiles cubana. No podemos quitarle las armas nucleares (¡todavía!), pero podemos quitarle su megáfono más grande y evitar que envíe por Twitter un Armagedón", concluye.

La campaña fue creada el 16 de agosto y, hasta la fecha, han participado cerca de 1.400 personas.

Publicado en Virtualidad
«InicioAnterior12345678910SiguienteFinal»
Página 1 de 209
 
« Septiembre 2017 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

 

  



Es una publicación de Cultura, Comunicación y Desarrollo, S.C. Todos los derechos reservados © 2017

Los nombres de los espacios Mediatelecom Minuto a Minuto, Mediatelecom Américas, Sociedad de la Información e Internet y Telecomunicaciones,
Sociedad y Desarrollo son segmentos de Cultura, Comunicación y Desarrollo, S.C que ofrecen un servicio sin fines de
lucro y proporcionan el enlace directo a la fuente original, respetando los derechos de autor del editor y del autor sin alterar o
modificar parcial o totalmente la obra autoral originaria.